• Cascanueces

Almacenes La Sirena

Fueron un emblema del comercio más escogido de Gijón. El edificio aún existe.

Calle Corrida, 47 (Gijón).

Localización.


Una de las figuras más representativas de cierta época de la historia de Asturias, es la del "indiano": emigrantes (la modernidad tiende a suprimir la "e" inicial, pero el diccionario persiste en su validez) que viajaron a América en busca de una vida mejor y regresaron a su tierra natal económicamente acomodados, algunos para invertir en nuevos negocios. Fue el caso de José Arias Menéndez quien, retornado de Cuba, tuvo la visión de crear en 1911 un comercio sin igual, dedicado a la venta de las mejores telas en un tiempo, recordemos, en que no existía la confección de prendas en serie. Para la ejecución del proyecto, que debía ocupar un edificio entero, se recurrió al prestigioso arquitecto Manuel del Busto, quien incluyó en el mismo calefacción central y ascensor, algo inédito en Gijón por la época. El éxito de los Almacenes La Sirena hizo que en la calle Corrida se establecieran numerosos sastres y modistas. El edificio fue decomisado por el bando republicano durante la guerra civil, convirtiéndose en su cuartel general. Más tarde, el progresivo afianzamiento de la prenda confeccionada forzó el gradual decaimiento de la firma, que finalmente hubo de cerrar sus puertas. Hoy, ironías del destino o signo de los tiempos, los bajos están ocupados por una conocida marca multinacional. El resto del venerable edificio, restaurado, lo ocupa una residencia de ancianos.