• Cascanueces

Descalzas Reales

El convento vallisoletano que patrocinó Margarita de Austria.

Av. Ramón y Cajal, 4, (Valladolid) Localización.


Portada de la iglesia, en la esquina de las calles Ramón y Cajal y San Martín.



La orden de las Franciscanas Descalzas de Santa Clara, fundada en Villalcázar de Sirga (Palencia), se trasladó a Valladolid en 1552 bajo el patrocinio del conde de Osorno. Buscando encontrar acomodo a las religiosas, se procedió a la compra de varios inmuebles en la zona de la Chancillería. Sin embargo, no fue hasta la llegada de la corte a la ciudad en 1601, cuando los reyes Felipe III y Margarita de Austria tomaron a la orden bajo su protección, que el conjunto adquirió su definitiva y armoniosa apariencia. El diseño del nuevo monasterio y de la iglesia anexa se encargó al arquitecto real Francisco de Mora, y la dirección de obra a Diego de Praves. Si bien el paso de los años fue variando las dimensiones y el perímetro del complejo, de los tiempos del "Piadoso" se mantienen tal cual fueron concebidos la iglesia y el claustro. De la portada de la primera, cabe destacar la presencia de los escudos de Felipe y Margarita, así como la hornacina con la imagen de la Asunción, atribuida a Gregorio Fernández. Ya en el interior, destaca a la vista el impresionante retablo mayor, de estilo netamente barroco, obra del ensamblador Juan de Muniátegui, del pintor de la Corte Santiago Morán y del citado maestro Gregorio Fernández. Asimismo, es obligado citar la espléndida colección de pintura que atesora el convento, regalo del Gran Ducado de Toscana a la Corte de España, con obras de Pietro Sorri, Filippo Tarchiani, Michelangelo Cinganelli y Pompeo Caccini, entre otros.


Se trata, en definitiva, de otro de los valiosos vestigios del Valladolid Imperial, de cuya existencia todos deberíamos ser plenamente conscientes y valorar como un bien que nos conecta con el pasado de la ciudad.